La primera escuela 100% sustentable de latinoamérica

Ubicada a 80kms de Montevideo, en Jaureguiberry, Uruguay, existe una escuela distinta a todas las demás, construida con residuos. ‘Una Escuela Sustentable‘ es la primera institución educativa pública 100% sustentable de Latinoamérica, que le mostró a toda su comunidad y al mundo, cómo vivir con la reutilización, aprovechando los recursos naturales y a respetar el medio ambiente.


Así se ve "Una Escuela Sustentable"
Fotografía vía Instagram @unaescuelasustentable

La idea surgió a partir de un documental de Michael Reynolds y su empresa Eartship Biotecture, con el que empezaron a preguntarse cómo podían hacerlo realidad en una escuela pública; por lo que al crear la organización Tagma, pusieron manos a la obra y después de 4 años lograron llamar la atención del propio Reynolds.

Meta: darle un nuevo significado a la relación entre el hombre y el medio ambiente.

Veamos los números y datos más relevantes:

  • Se usaron 2 mil neumáticos, 5 mil botellas de vidrio y plástico, 2 mil m2 de cartón y 12 mil latas, vidrio y cemento, para su construcción.
  • Genera su propia energía con paneles fotovoltaicos y molinos de viento.
  • Construida en tiempo récord de 45 días.
  • Alberga 100 alumnos de entre 3 y 12 años de edad.
  • Este proyecto fue apoyado por 200 empresas e instituciones uruguayas.
  • Costó menos de 350 mil euros.
  • Participaron más de 100 voluntarios de 30 países, vecinos y alumnos.
  • Cuenta con una superficie de 270 m2 y el 60% de su material de construcción fue reutilizado.


Reuitlización de recursos naturales, es una de las principales características de "Una Escuela Sustentable"
Fotografía vía Instagram @unaescuelasustentable


Ventajas de “Una Escuela Sustentable”

Temperatura

A pesar de que los meses de julio y agosto, en el hemisferio sur, son fríos, esta escuela disfruta de 20°C, ya que está orientado hacia el norte y enterrado en su parte posterior, logrando entre 18 y 25°C durante todo el año, sin calefacción, ni sistemas de refrigeración.

Energía

Al contar con paneles fotovoltaicos en el tejado, se logra la energía total requerida por la escuela, además de apoyar con una buena temperatura.

Agua

Al recolectar el agua de la lluvia, que a su vez es trasladada a tanques, filtrada y bombeada, cuenta con agua para los sanitarios y regado del invernadero; además de contar con cámaras sépticas para que el agua residual sea utilizada en su huerto.

Aprendizaje 

Los niños y maestros están en contacto directo con la naturaleza, aprendiendo a respetarla y a vivir sin dañarla; además de que el reciclaje y la reutilización son temas cotidianos.

Producción de alimentos

Al contar con un huerto en el que se produce albahaca, tomates, fresas y acelgas, los niños dedican una hora diaria a su cuidado, posteriormente recogen lo que han plantado y criado, para cocinarlo y comerlo.


Los paneles fotovoltaicos apoyan a conservar la temperatura durante todo el año y a proveer energía a las instalaciones.
Fotografía vía Instagram @unaescuelasustentable

Actualmente el proyecto se está expandiendo a otros lugares, como Chile y Argentina, además de contar con visitas guiadas para que las conozcas.

Ahora si, ya se ha puesto el ejemplo de lo que es posible lograr para una construcción amigable con el ambiente, que goce de comodidad, disponibilidad de recursos y que reduzca sus desechos al máximo.

artículos relacionados

¿Por qué es necesario reciclar plástico?

Debido al incremento de residuos tóxicos a nivel mundial, muchas empresas han apostado por reciclar el plástico el reciclaje como una alternativa en proyectos realizados a favor de la salud ambiental.

leer más

¿Proyecto de construcción en puerta? Piensa en la eficiencia energética.

Descubre cómo la eficiencia energética de los materiales afecta el desempeño de las construcciones, antes, durante y después de una obra. Te ofrecemos cinco consideraciones para tomarlo en cuenta.

leer más